NOTICIAS

Ex embajador tico en Venezuela visualiza mano dura en ese país para 2017

La situación en Venezuela se ha enraizado por la crisis económica del país

Redacción

Vladimir de la Cruz tuvo la complicada tarea de ser el enlace entre un gobierno identificado como de derecha como el de Oscar Arias en 2006 y el de Hugo Chávez, al otro lado del péndulo ideológico en América Latina.

Hoy, once años después, tras la experiencia de ese rol como embajador, de la Cruz advierte que la escogencia de Maduro de Tareck El Aissami como su vicepresidente proyecta un gabinete de mano dura ante la posibilidad de su destitución como referendo.

La oposición impulsaba desde el año pasado un referendo revocatorio, sin embargo, el Tribunal Electoral atrasó la recolección de las firmas para 2017 lo que, según la ley venezolana, en caso de que logren sacar a Maduro del poder no se llamaría a nuevas elecciones, sino que asumiría el vicepresidente, ahora El Aissami de 24 años y gobernador del estado más violento de ese país.

 

De la Cruz sostiene que se trata de un reforzamiento de las personas cercanas a Maduro y no al expresidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, el brazo más cercano al ejército del chavismo.

 

Basado en su experiencia, De la Cruz asegura que el nuevo gabinete de Maduro con miras a 2017 fue coordinado en Cuba durante las vacaciones de Maduro en la isla.

 

La situación en Venezuela se ha enraizado por la crisis económica del país y políticamente por el dominio opositor de la Asamblea Nacional.

AUDIO

Titicupón